El Carnaval de los Malos


El Carnaval de los Malos
Por Alejandro Borensztein







01/03/14
La clandestinidad, el secreto, el anonimato y el oscurantismo son inherentes a la condición del Club de los Malos. Sin embargo, el uso de máscaras, caretas y antifaces está mal visto por nuestros jerarcas. Ni que hablar de las fiestas de disfraces. El ágape final de la reunión del Consejo Superior del CDLM coincidió con el inicio de los Carnavales, por lo que el turro encargado de organizarlo no tuvo mejor idea que adherir a esta deplorable festividad y convocar a los invitados a concurrir disfrazados. Pero como lo importante no es la forma sino el contenido, la evaluación de lo hecho en el arranque del año fue muy positiva.
De entrada, disfrutamos de un video con imágenes alusivas a todo lo que el CDLM impulsó y logró en estos primeros dos meses. Incluyendo desde el famoso “no esperen de esta Presidenta una devaluación” hasta el anuncio de 8 pesos por dólar.
Desde aquel “Repsol va a terminar pagándonos a nosotros por el daño ambiental” hasta estos 5.000 millones más intereses. Desde “la cifras del INDEC son correctas y los datos de las consultoras son un mamarracho” hasta el 3,7 % en enero.
Todo resultó tal como el CDLM lo planeó. En algunos casos, mejor aún.
En las pantallas de leds se apreciaba al Vicepresidente Boudou, un baluarte del CDLM, declarando cosas tales como “me atacan porque este gobierno decidió que los billetes los haga el Estado” siendo que fue él mismo quien promovió el extraño salvataje de Ciccone y facilitó que la sociedad Old Fund, de sus amigos, se quede con la empresa para luego imprimir los billetes. Una exquisitez.
Se mostró la tradicional discusión salarial docente de cada año que se lleva a cabo a minutos del inicio de clases, a lo que esta vez le agregamos un pequeño detalle adicional: la falta de vacantes en la Ciudad y las aulas en contenedores.
El video cerró con un racconto de la historia reciente de YPF, empezando con las imágenes de cuando el CDLM mandó al matrimonio Kirchner a impulsar, apoyar y festejar la privatización de YPF en los ‘90, hasta cuando los mandamos a estatizarla, pasando por los Ezkenazi, el vaciamiento, etc. Completito. Duró sólo un par de minutos pero daba para un unitario de 13 capítulos.
Terminado el video, arrancó la música y apareció una comparsa de legisladores disfrazados.
Eran los diputados y senadores que, un año atrás, levantaron la mano y aprobaron el acuerdo con Irán. Un cumpleaños que el CDLM no podía dejar de festejar siendo que fue uno de sus mayores logros de la década. Los legisladores llevaban antifaces, un poco para estar a tono con la fiesta y otro poco para evitar ser reconocidos y pasar vergüenza por aquella votación. Encabezaba esta verdadera scola do samba parlamentaria un extrañísimo travesti que, de no ser por la pelada con purpurina, nadie hubiera descubierto que era el canciller Timerman, nuestro gran ariete en aquel operativo inolvidable. Y en tantos otros.
Lo bueno del daño que provocamos a través del Canciller es que es un daño perdurable. Los daños económicos o institucionales que hicimos en estos años podrían llegar a ser reparados por un próximo gobierno al que sabotearemos, como corresponde. Pero el daño internacional llevará décadas revertirlo.
El mundo sólo distingue países, no gobiernos. En eso estamos muy tranquilos.
Pese al clima festivo, algunos legisladores se mostraron fastidiados por el nombramiento de Gerardo Zamora como Presidente Provisional del Senado (tercero en la sucesión presidencial), otro éxito del Departamento de Caudillos Feudales Provinciales del Club de los Malos, encargado de formar familias que se encaraman en el poder de una provincia, ocupan todos los cargos, se eternizan en el gobierno, controlan la Policía, la Justicia y la prensa, reparten las obras públicas entre sus amigos y actúan como verdaderos patrones de estancia. De ese semillero surgieron los Saadi, los Menem, los Romero, los Kirchner, los Juárez, los Zamora, los Alperovich, los Sapag y tantos otros. Una verdadera cantera de talentos que nos vienen dando satisfacciones hace décadas.
El CDLM controló Santiago del Estero a través del matrimonio Juárez, quienes arrancaron gobernando en 1948 y llegaron hasta 2004, después de que Carlos Juárez hiciera renunciar al gobernador que él mismo había puesto, para que asumiera la vicegobernadora que no era otra que su propia esposa, Nina Juárez.
Luego de aquella hecatombe, el CDLM impulsó a Zamora, un radical que traicionó a su partido para unirse al kirchnerismo, reformó la Constitución para poder ser reelecto y luego intentó un tercer mandato, ilegal, alegando que el primero no valía porque había transcurrido bajo la Constitución anterior. Frenado por la Corte, puso de candidata a su esposa y ganó. Un clásico.
A esta altura, no se entiende por qué los senadores oficialistas se molestaron tanto por el hecho de que hayamos puesto a un trucho en la tercera línea sucesoria.
Hay uno en la segunda y nunca dijeron nada.
Pasada la comparsa, llegó el momento del reconocimiento a los Perturbadores Urbanos que se han destacado en los últimos tiempos y que con sus invenciones y sus pequeñas maldades les complican y amargan la vida a los Corderitos de Dios.
Recibieron su medalla al mérito los fabricantes de envases de agua mineral que al intentar verter el agua, se doblan a 45 grados por el finísimo espesor del plástico.
También fueron premiados los supermercados que venden una novedosa variedad de melones: melones con gusto a nada. Agradecieron el premio y anunciaron que ya están experimentado algo similar con las uvas.
Luego fue el turno de los concesionarios de autos quienes explicaron como extorsionan a los compradores que ya pagaron la totalidad del valor del auto, exigiéndoles un monto extra para entregárselo, con la excusa de las nuevas medidas económicas.
Una turrada admirable que sorprendió a más de un jerarca.
El amanecer nos encontró con el habitual deterioro de toda fiesta de disfraces. Los Carnavales son un invento del Club de los Malos para hacerles creer a los Corderitos de Dios, por algunas horas, que pueden ser felices. Es un respiro piadoso que les damos, pero también una manera de volver a comprobar nuestra vigencia. El aire se llena de vampiros, brujas, darth vaders, monstruos, diablos, guasones y piratas.
Es obvio que las máscaras del mal son mucho más deseadas que las del bien.
Mark Twain dijo que “mientras Satán no tiene un solo asalariado, su Oposición emplea millones”. Sin embargo, la historia nos demuestra que al disfraz de demonio no hay con que darle.

0 comentarios:

Estimado Troll o leecher, usuario fake (que se hace pasar por otro usuario); o usuario títere ( que se hace pasar por varios y diferentes usuarios), no desperdicie su tiempo ni el mío. Si me parece que el comentario no aporta nada positivo, el mismo será eliminado. Este Blog es un espacio personal en el que el titular no tiene tiempo ni ganas de explicar que no, no cree que las Abuelas de Plaza de Mayo merezcan el premio Nobel; ni que los Dictadores Militares sean inocentes; o que Fidel Castro fue el único gobernante democrático de Latinoamérica en los últimos 50 años; o que Israel es un estado humanitario y justo; o que Kristina vino a salvar al pueblo y es del pueblo.
Abra su propio Blog para esos comentarios.
Es gratis.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogger Template by Clairvo